En primera persona: así viví el Máster en su primera promoción

Compartir en facebook
Compartir en pinterest
Compartir en twitter

Por Víctor de Elena

Hace unas semanas recibí la propuesta de la hasta este año directora, Marga Cabrera, de resumir esta primera edición del Máster en Comunicación Transmedia de la UPV, y admito que lo primero que se me vino a la mente fue tratar de recordar dónde guardé la carta a mi yo futuro que nos invitó a escribir en sus clases de Relación en Red y la declaración personal que nos invitó a redactar Alberto Conejero en sus clases de Soft Skills para ver si acerté en mis decisiones y predicciones. Y no acerté ni una, porque las cosas han cambiado a bastante mejor.

No lo digo por casualidad: si echo la mirada atrás, lo primero que recuerdo fue un primer día de clase similar a mi etapa en educación infantil: algo desubicado, cruzando miradas con desconocidos y sin tener muy claro qué hacía allí. Admito que la presentación me supo a poco. Con el tiempo me di cuenta de que este máster es como una buena película: el valor reside en lo que te aporta según pasa el tiempo.

Quizás fuera por ser la primera edición o por no saber realmente dónde me había metido, pero la única conclusión a la que llegué a esa primera clase fue que yo estaba ahí para aprender y aprovecharlo al máximo, fuera lo que fuera eso de la comunicación transmedia. Los encargados de dar esas primeras horas fueron José Luis Poza (Jopolu para los amigos) y Alberto Conejero en ese conglomerado de cosas útiles para la vida que han llamado Soft Skills (Habilidades blandas).

Hubo alguno que cayó del máster en aquellos primeros días al considerar que le faltaba intensidad al curso. Con el tiempo quizás se hubiera dado cuenta de su error: como en una buena historia, al final todo acababa encajando. Aquellas primeras clases prácticas contenían perlas de inmenso valor que había que limar y cuidar: lecciones sobre liderazgo, inteligencia emocional, comunicación efectiva, habilidades sociales… un sinfín de cosas que empiezas a entender cuando maduras o te toca asumir determinado papel en la vida. Quizás durante las clases no acabas de verle esa utilidad, pero hazme caso: toma nota, ponte ejemplos con situaciones personales y participa, que algún día te será muy útil.

Destaco «participa» porque el verdadero valor del máster está en compartir experiencias y conseguir que los grupos sean dinámicos. Todo el universo transmedia se basa en la creatividad y el proceso que la envuelve, y esa sólo surgirá si los alumnos optan por participar activamente. Sobre todo, si las clases que vas a dar son eminentemente prácticas, como las de Storytelling y Guion No Lineal que nos dio Pablo Lara. Su idea de transmedia se basa en tirar de un hilo hasta convertirlo en oro, y si él ha podido hacerlo con proyectos inimaginables, imagina lo que podrían hacer un par de docenas de mentes brillantes al mismo tiempo.

Antes de eso vendrán las clases de Gestión y Planificación Organizativa, que darán Lourdes Canós y Cristina Santandreu, desde este 2021 nueva directora del máster. Te podrán parecer meras clases teóricas como las de antaño, pero a la hora de la verdad (o del Proyecto Transversal), vas a necesitar saber elaborar una planificación o un presupuesto, así que mejor no las dejes pasar.

A mediados de noviembre será el turno de Rebeca Díez, quien echará a volar tu imaginación, tus recuerdos de la infancia y te sacará alguna lagrimilla con sus clases de Contenido de Marca, Publicidad y Viralidad. Pero ahí no acaba su papel, porque luego se pondrá seria y te hará sacar lo mejor de ti para desarrollar una lovemark que convenza a tu público objetivo. Si lo que te va es el marketing, te vas a ir con la libreta llena de apuntes…

Entre diciembre y enero será el turno de Ismael Lengua y sus clases de Arquitectura Transmedia, en la que conocerás a fondo formatos y entornos que quizás uses todos los días, y otros que no hayas oído en tu vida. Si crees que Twitch es el futuro o quieres conocer el potencial de WordPress, esta es tu clase. Tras él llegará Esteban Galán con sus clases de Plan de Persuasión, aunque el único plan es el que ejecutará él con los alumnos para tratar de sacarles lo mejor mediante estrategias y técnicas que permitan crear valor y definir el proyecto que quieras desarrollar.

Podrás aprovechar todo lo aprendido en la asignatura de Marga Cabrera, «Relación en red», dedicada a desarrollar tu imagen personal hasta configurar tu propia marca, y conociendo estrategias que permitan generar y consolidar tu comunidad y tu red de contactos. Inmediatamente después será turno de hablar de mediciones con las que valorar el trabajo realizado. En nuestro caso, fue Jorge Serrano el encargado de dar forma a la asignatura de «Audiencia Participativa y Social», un conglomerado de ideas en las que se juntan SEO, analítica, marketing digital y otras tantas pinceladas necesarias a la hora de medir el resultado de un proyecto.

Tras eso llegará el turno de las optativas, en las que te podrás especializar en distintos aspectos, siempre con el transmedia como conglomerado. Por un lado tenemos «Transmedia en la educación», en la que Rebeca Díez te contará ejemplos y técnicas que permiten optimizar la enseñanza mediante nuevas narrativas y formatos innovadores que permitan atraer al alumnado; mientras que en «Transmedia en proyectos corporativos» conocerás el funcionamiento de la comunicación corporativa a nivel externo e interno, con casos prácticos y un proyecto a desarrollar, de la mano de Cristina Santandreu.

Si por el contrario tu perfil es más audiovisual, podrás elegir entre «Nuevos formatos de vídeo«, donde Jorge Serrano pondrá a tu disposición nuevas herramientas (Twitch, Tiktok) y formatos (vídeo vertical, vídeo 360, etc) y te enseñará a gestionarlas; y por otro lado se encuentra «Nuevas narrativas sonoras«, impartida por Blas Payri, en la que conocerás el papel del sonido en entornos audiovisuales, profundizando en conceptos vinculados con la acústica.

En el tiempo de descuento llegará el turno de ponerse las pilas y currar. Por un lado el Proyecto Transversal, a elaborar entre varias personas en equipo y en el que tendrás que poner en práctica lo aprendido en el curso, donde deben estar presentes los conceptos clave de cada asignatura; y por otro, el Trabajo Final de Máster, donde deberás realizar tu propia investigación (teórica o práctica) sobre un tema relacionado con la comunicación transmedia.

Mi recomendación final es que aproveches los primeros meses para buscar un tema que te atraiga y trates de enfocar todas las asignaturas al mismo para ahorrarte trabajo. Pero estas cosas son muy personales y hay proyectos de todo tipo y gusto. Y en el caso del Transversal, es mejor empezar a hacerlo a partir de enero, cuando la gente ya se conoce algo más, para que no se junte con las entregas finales de otras asignaturas, que mayo y junio son más cortos de lo que parece. Y, sobre todo, disfruta. Un máster está hecho para preguntar, cuestionarse cosas y extraer todo lo que puedas de quienes te lo enseñan. Esto no es el colegio ni el instituto, aquí estás para aprender por gusto. Aprovéchalo y saca petróleo. Algún día te habrá merecido la pena.

Así será el curso 2021/2022

El pasado 4 de junio se realizó la presentación del Máster en Comunicación Transmedia de la UPV para el curso 2021/2022.